Devocional día 49: Tomando acción

Mar 25, 2018 | Ocho Decisiones Sanadoras

No se contenten sólo con escuchar la palabra, pues así se engañan
ustedes mismos. Llévenla a la práctica.
SANTIAGO 1.22

Me encanta ir al cine. Me gusta llegar temprano para comprar lo que quiero comer, encontrar un buen asiento y ver todos los preestrenos. Me gustan particularmente las películas de acción, con sus estupendas persecuciones vehiculares y enormes explosiones.

Imagine lo aburridas que serían estas películas sin acción. ¿Qué tipo de película sería si el héroe simplemente se quedara sentado, quejándose por todo? Ahora, piense en esto: nuestra recuperación también requiere acción.

  • Tomamos la acción de aceptar a Jesucristo como nuestro Señor y Salvador.
  • Tomamos la acción de asistir a las reuniones, y compartimos abierta y sinceramente en estas reuniones.
  • Tomamos la acción de hacer enmiendas por las cosas que hemos hecho que han dañado a otros.
  • Tomamos la acción de ofrecer perdón por lo que nos han hecho a nosotros.
  • Tomamos la acción de entablar relaciones saludables a las que rendimos cuenta.
  • Tomamos la acción de servir a otros.
  • Tomamos la acción de poner en práctica en nuestras vidas la verdad que aprendimos en Celebremos la recuperación.

¡La recuperación está repleta de acción! No basta con sentarse en las gradas y esperar a que las cosas sean distintas… ¡tenemos que entrar en el campo de juego! Tenemos que tomar la siguiente acción necesaria para el cambio. Y cuando lo hacemos, comenzamos un emocionante viaje hacia el cambio que nunca termina.

ORACIÓN
Señor, gracias por concedernos opciones, y por recordarnos que necesitamos tomar acción, haciendo aquellas cosas que te agradan. En el nombre de Jesús. Amén.